Parece algo ilógico pero no lo es. Y cuando sabéis la explicación lo tenéis que llevar a rajatabla. 

La explicación es muy sencilla. Todo tiene que ver con “mecanismos de seguridad” que tenemos todos los seres humanos.

Pero si leéis esta entrada entenderéis rápidamente el por qué de no poder realizar deporte si presentamos glucemias elevadas.

Axarquía Salud