Me parece un sabio consejo.

Nuestros pequeños pasan muchas horas al día con los profesores del colegio, y seguro que nos quedamos todos mucho más tranquilos.

El educar a los pacientes con diabetes es importantísimo. Pero educar al entorno del paciente es igual de importante.

Tenemos que educar a los educadores.

Axarquía Salud