La detección precoz y una asistencia sanitaria lo más rápida posible determinan la evolución del paciente afectado por un infanto de miocardio.

Y esto dependerá de la cantidad de tejido cardiaco que haya resultado lesionada.

Nos podemos encontrar varios tipos de problemas o mejor dicho complicaciones tras un infarto de miocardio. A saber, trastornos del ritmo cardiaco o insuficiencia mecánica. Nos podemos encontrar con problemas como un shock cardiogénico, o problemas a largo plazo como arritmias. Lo mejor es acudir a un servicio de Urgencias ante los primeros síntomas. Y cruzad los dedos.

Axarquía Salud