A la cacería de pacientes diabéticos: el negocio de las bombas de insulina. ¿Alguien dudó que no seamos un mercado de clientes importantes?

El mercado mundial de diabetes, tanto de fabricantes de medicinas como de dispositivos, es enorme. Gobiernos de todo el mundo gastaron US$ 1,3 billones en tratamientos para la diabetes en 2015, según la Asociación Estadounidenses de Diabetes (American Diabetes Association). Los gastos se están incrementando. Una bomba de insulina puede llegar a costar US$ 6.000 anuales y las cargas de insulina entre US$ 3.000 y US$ 6.000.

Aquí os dejo algo más de información.

Axarquía Salud